Aun queda esperanza

Animo, ánimo… aún del árbol seco puede brotar esperanza…!

Aún queda esperanza.

Cuando parece el final, cuando ya no queda nada,
y todo se cierne oscuro porque la vida se acaba,
puede emerger la esperanza del nuevo día que comienza,
y hacer brotar el retoño de aquello que más se anhela.

La esperanza no avergüenza ni presume de grandezas,
pero es fuerte como el viento del remolino que arrecia,
solo expone la confianza del corazón que la espera, y
se sustenta en la fragancia del buen amor que profesa.

Se puede dar cumplimiento, a lo que siempre fue un sueño,
el momento de forjarlo, por demás está dispuesto,
si tenemos voluntad, decisión y mucho empeño,
pues no hay meta inalcanzable, y del camino somos dueños.

Mary González S. / YM-1122

 

Aun queda esperanza

2 pensamientos en “Aun queda esperanza

  1. Iris Coromoto Vargas Hurtado

    Aunque el Tiempo deje su huella, y las imágenes reflejen su presencia, siempre habrá un retoño que alimente nuestra esencia.

    Me gusta

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s